Mitos y realidades

Mito Una chica o mujer es “impura“ cuando tiene la menstruación.

Realidad ¡No es cierto! Todas las chicas y mujeres deben entender y saber que tener períodos es normal y que no es motivo de vergüenza. Tal vez los períodos y otros cambios en nuestros cuerpos no son temas que se discutan a menudo, pero son una parte del proceso normal del desarrollo humano.

Mito Tener el periodo hace que las chicas y las mujeres se vuelvan bruscas y cabezotas.
Realidad Esto puede ser cierto. Justo antes de un período, algunas mujeres experimentan lo que se conoce como SPM o síndrome pre-menstrual. En estos días y durante el período nuestros niveles de hormonas están cambiando. El pecho puede notarse hinchado y dolorido y nuestros estados de ánimo pueden verse afectados. Algunas chicas y mujeres se sienten tristes, irritables y enfadadas sin motivo aparente. Pero esto es natural y normal. Hablarlo con un amigo puede ayudar mucho.

Mito Si a una chica le viene la regla por primera vez a una edad temprana es porque ha estado teniendo relaciones sexuales.
Realidad Absolutamente falso.

Mito Si una chica tiene relaciones durante su menstruación el dolor desaparecerá.
Realidad Absolutamente falso.

Mito Comer alimentos fríos cuando tienes la regla puede dar calambres o dolor.
Realidad Absolutamente falso.

Mito Si una chica o una mujer toca una planta verde durante su período, la planta se secará.
Realidad Absolutamente falso.

Mito Cuando tienes la regla sólo puedes comer ciertos alimentos.
Realidad No es cierto, pero algunas chicas y mujeres pueden sentirse hinchadas, por lo que tomar menos sal ayudará. Comer muchas verduras y beber bastante agua son ideas sanas.

Mito Todo el mundo sabe cuando una chica o una mujer tiene la menstruación.
Realidad Absolutamente falso. Nadie puede saberlo si no se lo dices.

Mito Si tu período se interrumpe inesperadamente y sabes que no estás embarazada, significa que nunca vas a tener un bebé.
Realidad No es cierto. La ausencia de menstruación se denomina amenorrea. No suele ser un problema, pero si se prolonga durante unos meses deberías hablar con un profesional de la salud. A veces, después de tener períodos, éstos se interrumpen porque la grasa corporal baja demasiado. Algunas atletas tienen amenorrea, por ejemplo.